Inicio

EL TERCER TIEMPO

«Yo, vuestro Dios y Padre celestial, elevo de nuevo Mi palabra en el tercer Tiempo a través de canales ennoblecidos y purificados, a través de mensajes en el tercer Tiempo, en el idioma de espíritu a espíritu, en el que Cristo conduce a sus seguidores.»

Dad la vuelta y cambiad vuestros pensamientos

¡Alzad vuestras miradas al cielo! ¡Yo Cristo, alzo Mi voz, llamo en los corazones de las almas y de los seres humanos! ¡Reflexionad, cambiad vuestra forma de pensar, elevad vuestra mirada hacia el Cielo! Oh ved el cometa que habla a los hombres tal como lo hizo en aquel entonces.

Arca espiritual

Hay algunos que están construyendo para el Nuevo Mundo. Son aquellos que ponen el sentido de su vida y de sus aspiraciones cada vez más en Mi Voluntad. Son aquellos que desean traer el Cielo a la tierra.

Aquellos que creen

¡Aquellos que creen, Yo, Cristo, les conduciré hacia la verdad! ¡Aquellos que creen, sentirán Mi cercanía! ¡Aquellos que creen y confían, escucharán Mis palabras! ¡Aquellos que creen y confían, comprenderán Mis palabras! ¡Aquellos que creen y confían, se convertirán en los hijos e hijas del Padre!

Nada más y nada menos

Sabed que el Plan avanza. Si, el plan avanza con cada paso que se da en el interior. Pues solo cada superación, cada paso desde los malos pensamientos a los buenos pensamientos, cada cambio de lo negativo a lo positivo, de la desconfianza o el resentimiento a la confianza o la unidad, son pasos sobre...

Sombra voluntaria

La creación se encuentra en constante evolución, en constante desarrollo. La tierra y la vida humana son solo una parte, una estación de ello. Es la estación en la que se debe y se puede aprender a ejercitar con el libre albedrío y la independencia.

El portal del convento

Me encontraba bajo una lluvia de primavera, sentía un vibrar cálido y agradable, había como una magia en el aire. De nuevo vi prismas, como muchas pequeñas estrellas brillantes que bailaban en el aire.

La Venida

Estábamos sentados unos veinte de nosotros en la sala de reuniones. Al final de un día de seminario, escuchamos una pieza musical que un participante del seminario había traído y deseaba compartir con nosotros. Nos sentamos en círculo y escuchamos la música.

Los roles

De nuevo me encuentro en una reunión en una gran sala, grandiosa, que para mí la siento como un cosmos completo. Parece ser una especie de reunión de planificación. Los ejércitos de los seres de luz se dividen en grupos individuales, hay ángeles cuya luz pulsa con más intensidad que la de otros.

Llamado y siguiendo la invocación

Con gran amor y claridad eres llamado tú, el ser humano, para seguir tu camino, si, tu camino. Así que deberías aceptar todo lo que tú eres, pues eres algo único y estás equipado con tu programa de vida exclusivamente individualizado.

Sin ver

Cuando Tomás regresó con los discípulos, le dijeron: «El Maestro estuvo aquí, Él nos habló, Él estuvo entre nosotros.» Sin embargo, Tomás no podía ni quería creer lo que decían los discípulos. Y cuando Jesús estaba frente a él, su vergüenza fue grande, muy grande.

El cordero del sacrificio

Me encontraba de nuevo en la colina, mirando la ciudad de Jerusalén. Me sentía como si escuchara la multitud en las calles: «¡Crucifícalo! ¡Crucifícalo!» Unos días antes Me habían alabado dándome la bienvenida con ramas de palma.

El cordero

Es la mañana de Mi juicio. Todavía está todo tranquilo. Algunos creyentes están rezando salmos en las calles, pues han venido a Jerusalén para celebrar la Pascua. Todavía no ha amanecido, pero se escuchan los primeros pájaros.